¿CÓMO SUMARTE?

CÓMO SER VOLUNTARIO DE ADRA



SER VOLUNTARIO DE ADRA COLOMBIA


Necesitamos personas comprometidas, solidarias y con entusiasmo que quieran colaborar con nosotros en los distintos proyectos de voluntariado que desarrollamos.

Tienes diferentes opciones, pudiendo elegir de acuerdo a tu formación, carácter, disponibilidad, etc.

Para cualquier información adicional puedes ponerte en contacto con nosotros en el correo voluntariado@adracolombia.org.

 

¡Contamos con tu colaboración! 



PREGUNTAS FRECUENTES

Información General

Rta: Nuestra oficina principal esta en Bogotá: Carrera 28bis No. 52-05 Galerías / Teléfono (571) 212-8814 o puedes escribirnos gabriel@adracolombia.org

¿Puedo realizar donaciones en especie?

Rta: Escríbenos a gabriel@adracolombia.org y especifica el producto, productos o materiales a donar.

Donde puedo acercarme para inscribirse

En nuestras oficinas de ADRA Colombia o en el formulario que encuentras a continuación en esta Sección.  También puedes hacerlo en el correo voluntarios@adracolombia.org

Qué profesión debo tener

Estamos felices porque cada vez que preguntas como puedes ser un Voluntario de ADRA.  ¡Nos encanta que estés dispuesto a dedicar tu tiempo libre para construir un mundo mejor!


TESTIMONIOS DE VIDA

  • David Lopez
    David Lopez
    Voluntario ADRA Colombia
  • Sara Montalvo
    Sara Montalvo
    Voluntario ADRA Bogotá
  • Julio Piñeros
    Julio Piñeros
    Voluntarios ADRA Cali
DONACION

QUIERO APOYAR PROYECTOS DE ADRA COLOMBIA




ESCRÍBENOS



5 razones para ser Voluntario/a

1- Crea nuevos lazos sociales

Refuerzan o crean un lazo con la comunidad en la que esta realizando el voluntariado, que puede ser en el mismo lugar al que se pertenece o diferente. Permiten comprender mejor la realidad de quienes viven o que problemas existen en ese lugar, ya que quizás de otra forma no las vemos o ni siquiera imaginamos que exista esta realidad.

2- Nutre tu hoja de vida.

Ayuda a tener o mejorar una experiencia laboral u aplicar los conocimientos que se tiene. Da una gran satisfacción transmitir lo que se sabe o utilizarlo para mejorar la vida de las personas. Es muy apreciada por las empresas la realización de un voluntariado ya que demuestra que la persona tiene valores como solidaridad e interés y compromiso social.

3- Estimula tu cerebro

El hemisferio derecho del cerebro encargado de las emociones y valores recibe una dosis extra de estimulación. Permite desarrollar la sensibilidad social y colaborar en sacar las mejores actitudes de las personas. Se aprende y siente la necesidad de comprometerse con la realidad actual. Desarrolla, integra o practica conceptos como diversidad, solidaridad, comprensión, inclusión social, sensibilidad, derechos humanos, justicia, agradecimiento, entre otros.

4- Mejora tu estado de ánimo

Mejora la autoestima y perspectiva de la propia vida del voluntario, debido a que el contacto directo con personas diferentes a el, les permite apreciar y valorar su situación laboral, familiar, económica, física, cultural, ambiental, etc. Se deja de lado la individualidad y el egoísmo tan frecuente para ser más humanos y generosos.

5- Estas haciendo un cambio real

El voluntario se convierte en protagonista y agente de cambio social para colaborar un poco en mejorar la vida en el mundo, tanto por ayudar a personas, familias como a proteger o cuidar el medio ambiente. Desde un lugar real, muchos realizan.

Si estás pensando seriamente ser parte de un proyecto debes autoevaluarte y pensar ¿Por qué quiero participar en un proyecto de cooperación?, ¿Qué metas deseo conseguir?, ¿Qué puedo aportar?, ¿Qué me va aportar?, ¿Será una experiencia enriquecedora para el futuro?, ¿Cambiará mi percepción y mi actitud frente al día de día de mi vida?… Es muy recomendable animarse a ser voluntario aunque sea un pequeño porcentaje de nuestro tiempo, ya que nos ayudara a valorar la vida de otra manera y cambiara totalmente nuestra forma de pensar y sentir.

OTRAS FORMAS DE SUMARTE











TEN PRENSENTE

En cada comunidad, hay trabajo por hacer. En cada nación, hay heridas que sanar. En cada corazón, está el poder para hacerlo

Marianne Williamson.